Quiénes Somos

La Asociación Perjudicados Fórum Madrid se creó tras la intervención judicial de Fórum Filatélico el día 9 de Mayo de 2006. En su fundación participaron clientes de la empresa, pero sobre todo multitud de empleados y agentes comerciales comprometidos que se impusieron a sí mismos –como obligación moral– establecer las bases de una organización que canalizara las reclamaciones de los perjudicados y la defensa de sus legítimos intereses.

Desde el mismo día de la intervención se comenzó a gestar este movimiento ciudadano en unas condiciones que no eran las más idóneas: en medio de la angustia generada por una intervención inesperada y brutal en sus formas y rodeados de la confusión que provocó la información caótica y sensacionalista de los medios de comunicación.

Las primeras iniciativas dispersas, muchas de ellas individuales, como fueron la información a los perjudicados a pie de calle -en la misma puerta de Fórum-, la recogida de firmas o la creación de unas mesas de trabajo más o menos operativas y eficaces, dieron lugar de forma paulatina a la agrupación de miles de perjudicados en una primera plataforma reivindicativa que, con el transcurso de las primeras semanas, se convertiría en la actual Asociación.

Perjudicados Fórum Madrid es una asociación independiente y sin ánimo de lucro, que se creó con tres objetivos básicos, transparentes y muy concretos:

1. Recuperar el dinero depositado en Fórum Filatélico. Dinero que proviene del trabajo y del esfuerzo ahorrador de muchos años, en ocasiones de toda la vida. Para ello, hemos facilitado asesoramiento y amparo legal a los asociados mediante la contratación de los servicios del Bufete Marín, cuyo equipo de abogados nos representa en todos los procedimientos judiciales abiertos hasta el momento y ha llevado a cabo las más diversas iniciativas legales en defensa de nuestros intereses.

Aparte de esta labor en el ámbito jurídico, no hemos dejado de batallar en el terreno político. Siempre hemos sido conscientes de que la solución solo llegará cuando un Gobierno coherente y responsable asuma los errores cometidos por la Administración. En este sentido, hemos establecido todos los contactos posibles entre los grupos parlamentarios en diferentes legislaturas, facilitándoles documentación que desconocen y que necesitan para entender la magnitud del caso, así como presentando toda clase de propuestas creativas para compensar a los perjudicados, mucho menos gravosas para las arcas del Estado de lo que se pueda suponer.

2. Rehabilitar la imagen de los perjudicados. Es imprescindible borrar el perfil de “estafados por avariciosos” que se ha querido dar de nosotros y transmitir a la opinión pública la verdad de una intervención que, más allá de los presuntos delitos que hayan podido cometer los directivos de la empresa, ha sido realizada de forma irracional e irresponsable, sin tener en cuenta los derechos de cientos de miles de ciudadanos españoles y causando un perjuicio mucho mayor del que pretendía evitar. Con este fin, venimos trabajando sin descanso para llegar a los medios de comunicación, luchar contra la manipulación informativa y evitar que un problema socioeconómico tan grave caiga en el olvido. La capacidad económica que nos otorgan los 27.000 asociados ha permitido contratar los servicios de una Agencia de Comunicación que nos asesore en esta difícil tarea y podemos afirmar que, sin ese apoyo profesional, nuestro caso estaría enterrado hace tiempo.

3. Alcanzar la unidad de acción de todas las asociaciones. La Asociación tiene su origen en una demanda colectiva de unión frente a la injusticia y, por tanto, uno de sus objetivos prioritarios es promover la coordinación y cooperación con el resto de agrupaciones de perjudicados que se han creado en todo el territorio nacional, no importa a qué provincia o comunidad autónoma pertenezcan y ya sean perjudicados de Fórum o de Afinsa. A lo largo de estos años, nuestra asociación ha participado de forma muy activa en todas las reuniones convocadas para alcanzar esa ansiada unidad, así como en la organización de todas las manifestaciones celebradas hasta la fecha, sin excepción, aportando a ellas, sin ningún tipo de reserva egoísta, nuestros recursos económicos y humanos.

En resumen, nuestra labor se desarrolla en el espacio de lo jurídico, lo social, lo mediático y lo político; ámbitos en los que hemos puesto en marcha gran variedad de iniciativas enfocadas a la consecución de los objetivos señalados. Pese a la enorme dificultad que supone mantener un pulso contra la maquinaria del Estado y a pesar de las decepciones sufridas a lo largo de estos años, nuestro compromiso es seguir adelante hasta lograr que se haga verdadera justicia con las cuatrocientas sesenta mil personas de Fórum y Afinsa; Justicia que solo podrá ser efectiva mediante el reconocimiento de su derecho a ser indemnizados por los daños y perjuicios, tanto económicos como morales, que provocó la nefasta intervención de las empresas.

Nuestro reconocimiento agradecido y sincero a todos aquellos compañeros que han brindado su tiempo, energía, indignación, entusiasmo y enorme valor para hacer realidad este proyecto y mantenerlo vivo durante tanto tiempo.

Gracias en nombre de todos aquellos que por sí mismos no pueden defenderse de los abusos del poder.

– La Junta Directiva –

Los comentarios están cerrados.